El Congreso de los Diputados/as rechaza, por unanimidad, las publicaciones que difundan la “sumisión” de las mujeres

Comisión de Igualdad_Congreso

Comisión de la Mujer_Congreso

El PP apoya la declaración después de que el texto se modificara para no mencionar directamente el libro editado por el Arzobispado de Granada o la cobertura periodística de la televisión pública castellano-manchega
Documento con fecha miércoles, 20 de noviembre de 2013. Publicado el jueves, 21 de noviembre de 2013.
Autor: Redacción.Fuente: El Diario.

El Congreso ha llegado por unanimidad a un acuerdo para rechazar las publicaciones que difundan la “sumisión” de las mujeres así como los tratamientos informativos “vejatorios y morbosos” de la violencia de género. El PSOE impulsó esta declaración institucional después de que el Arzobispado de Granada editara un libro titulado ‘Cásate y sé sumisa’ y de la utilización de imágenes de una carnicería para ilustrar un asesinato machista.
Aunque el primer borrador hacía mención explícita de estos casos para condenarlos, de la negociación con el resto de grupos parlamentarios, sobre todo con el PP, salió un texto más genérico de rechazo a la “distribución de contenidos que abogan por la sumisión”. Finalmente, todos los grupos han secundado la medida en la Comisión de Igualdad.
La declaración indica que este tipo de conductas que “sitúan al hombre en situación de poder” respecto a la mujer alientan “situaciones de violencia de género”. Además, el Congreso considera que un mal tratamiento informativo de la violencia machista “menoscaba la prevención”.
El Congreso rechaza las publicaciones que difundan “actitudes discriminatorias, vejatorias y la difusión de estereotipos sexistas, de dominación, obediencia y sumisión”. El libro ‘Cásate y sé sumisa’, escrito por Constanza Miriano y editado por el Arzobispado de Granada, defiende la “obediencia leal y generosa, la sumisión” de las esposas con sus maridos y se basa en la frase “esposas, estad sujetas a vuestros maridos”, de San Pablo a los Efesios.
A raíz de la utilización de imágenes de carne picada e instrumentos utilizados en una carnicería para ilustrar un asesinato machista en la televisión pública de Castilla-La Mancha, la Comisión de Igualdad muestra su repulsa por los tratamientos informativos morbosos, frívolos, vejatorios y crueles que atacan la dignidad de las víctimas de violencia de género, de sus familiares y amistades.
El director general de la cadena pública castellanomanchega, Ignacio Villa, sostuvo en el Parlamento regional que la información sobre el crimen se había tratado con “absoluta pulcritud y delicadeza”.